NOTICIAS Y CONSEJOS

Los globos son más que diversión

¿Qué niño no ha jugado con globos? Son elementos que decoran fiestas de cumpleaños, se convierten en figuras de globoflexia, son grandes bombas de agua en una tarde de calor… En definitiva, hay muchas formas de divertirse con uno.

Los niños aman los globos. Un simple globo es uno de los únicos productos que puede cambiar el estado mental de un niño instantáneamente. Son alegres, coloridos y siempre generan grandes sonrisas. A los padres les encantan los globos, ya que son asequibles y brindan a los niños incontables horas de entretenimiento.

¿Proporcionan los globos más que solo valor de entretenimiento?

Una reciente investigación sobre cómo puede el juego con globos apoyar el desarrollo infantil, destaca los beneficios del juego con globos para los niños en edad preescolar.

Esta investigación ha encontrado evidencia que sugiere que los juegos con globos ofrecen una variedad de beneficios para el desarrollo físico, cognitivo, social y emocional de los niños de tres a cuatro años. Por lo tanto, los globos podrían ser una gran herramienta para fomentar el desarrollo integral.

También se demostró que el juego con globos fomenta el ejercicio físico de manera comparable a jugar al aire libre o participar en juegos de gimnasia. Esto sugiere que sería una actividad útil para promover el ejercicio cuando los niños no pueden pasar tiempo al aire libre o no tienen los recursos para otros tipos de juegos activos en interiores.

Estos son algunos juegos divertidos con globos:

Pelo erizado

Los niños se frotan un globo inflado contra la ropa. Cuando esté bien electrizado, se lo colocan en el pelo, después tienen que recorrer una distancia fijada sin que se caiga el globo del pelo. En este caso, deben volver a la línea de salida. Gana el que primero llega.

Pisar globos

A cada niño se le ata un globo al tobillo. Al son de la música salen a la pista. El juego consiste en pisar el globo del contrario, salvando el propio. Los niños que pierden su globo salen de la pista. Gana el último en conservar su globo.

Globos con sorpresas

Unos cuantos globos se llenan con sorpresas agradables (dulces) y sorpresas trampa (harina, agua, arena…). Se inflan y colocan sobre una cuerda entre dos postes. Cada niño va con los ojos vendados y armado de un palo hacia los globos y explota uno. Se queda con la sorpresa o se lleva la broma.

Es de suma importancia que nunca dejemos solos a los niños, si están jugando con globos o los están inflando, para evitar accidentes que se pueden prevenir.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *